22 sept. 2010

Nunca

Ella frente a su computador dudaba si escribir o no el correo. Ya habían pasado varios meses desde que dejaron de verse, era una relación únicamente sexual y ninguno quería convertirla en algo más. Cuando los sentimientos comenzaron a surgir se separaron para no volver a verse jamás. Ahora ella quería contarle algo, quería volver a verlo pero no por las mismas razones de antes. Sólo escribió una pequeña nota poniéndole una cita, él respondió casi inmediatamente aceptando, por su mente de hombre sólo pasó la idea de que ella lo extrañaba y quería volver a acostarse con él.

Ese día llegó como siempre puntual a la cita, estaba muy bien arreglado, olía tan rico como siempre. Ella llegó con un vestido algo ancho, siempre le gustaba vestir cómoda, y a él le gustaba eso. Se tomaron un café, poniéndose al día con respecto a sus vidas, al final de la conversación ella tomó aire y se lo dijo, estaba embarazada, nadie más podría ser el padre y él palideció. Ella sabía que él no quería ser padre jamás.

Ella le explicó que se lo contaba porque él tenía derecho a saberlo, pero no quería nada a cambio, ella siempre fue una mujer muy independiente y no necesitaba un hombre al lado para salir adelante, él la comprendió, pero no lo aceptó. Ella se levantó antes de que él pudiera hacer algo y huyó, como siempre huía.

Nunca la volvió a ver, nunca pudo decirle que siempre pensó que para tener hijos ella sería la mujer perfecta, nunca tuvo la oportunidad de decirle que la amaba.


3 comentarios:

Nahysell dijo...

Un post muy reflexivo. Muchos casos como este se han vivido por muchas. Sigo pasando por este blog que está muy bien construido. Saludos!

Vivian Gil-Ro dijo...

Muchas gracias por leerme. Si, es una historía más común de lo que parece. Un abrazo.

Anónimo dijo...

ers una escritora con clase no hay duda ers #1 tu amigo CQ

Publicar un comentario

 
VIDEOS Y CUENTOS. Design by Exotic Mommie. Illustraion By DaPino